Sube la escalera del placer

Andiamo con Carol y Lourdes

Ahora que tengo más tiempo, voy a detallar la experiencia que tuve con Lourdes la semana pasada y que resumí, por las prisas, en un post anterior.

La semana pasada encontré un anuncio que hablaba de que Lourdes volvía a reabrir una casa con sus chicas paraguayas, pues se anunciaba como “Casa de Lourdes”. Para vuestra facilidad os adjunto la página web que encontré www.casadelourdes.com donde se presenta a las chicas y las tarifas.

Me sorprendió enormemente que apareciera después de tanto tiempo, por lo que contacté con ella por teléfono para corroborar que era la misma Lourdes que yo había conocido 7 años antes. Me confirmó y aclaró todas mis dudas y me animó a visitarla pronto, ya que recordaba aun nuestros escarceos amorosos. Así que, inquieto por la curiosidad de conocer su nueva imagen y su nueva casa, fuí a visitarla.

Físico: Este es uno de los aspectos más sorprendentes de Lourdes, pues nunca ha querido publicar una foto suya en ningún foro, a pesar del cuerpazo que se gasta, pues ha procurado mantener su imagen física alejada de miradas furtivas.

Intentaré describirla brevemente: altura 1,65m (con taconazos 1,80m), 45 años, buen cuerpo con muchas curvas, pechos bien tuneados agradables al tacto, pelo castaño con media melena, cara guapa con bonitos ojos marrones, mirada seductora y, un culo durito. Me sorprendió muy positivamente el tipazo que mantiene a pesar de los 45 años y lo bien conservada que está, aunque habían pasado 5 años desde el último encuentro. Está claro que como buena profesional, vigila la dieta y hace ejercicios, aparte de los propios del kamasutra jejeje.

Contacto: La forma de contacto es mediante el teléfono 617 176 899, que suele coger una chica llamada Tamara, en el caso de que ella esté trabajando. No tiene whatsapp de momento. Creo que tiene un horario muy amplio, trabajando por la mañana y por la tarde, por lo que de momento no es complicado concretar cita con Lourdes.

Recepción: Cuando llegué a la calle y número facilitado, me encontré con un edificio de dos plantas con puerta de calle y que está todo habilitado como “Casa de Lourdes”, lo que garantiza la privacidad y evita encuentros con los vecinos.

Me recibió una joven morena muy guapa, que me dijo llamarse Tamara y me acompañó por las escaleras hasta la primera planta, en que me invitó a esperar a Lourdes en una habitación amplia. A los pocos minutos apareció Lourdes, vestida con una falda oscura ceñida corta, marcando curvas, amplio escote enseñando sus redondos pechos y unos taconazos que me dejaron ojiplático al ver el pibón que tenía delante. Sinceramente, no me la esperaba tan guapa y con esa figura. Los años no pasan por ella. Además, el estilo que irradia Lourdes, complementa el conjunto de su estupendo físico.

Nos quedamos observando mutuamente durante unos segundos a un par de metros de distancia, sin hablar, y nos lanzamos a darnos besos, abrazos y achuchones, como primer saludo después de 5 años sin contacto alguno. Sin duda, fue la mejor bienvenida posible, y mi amigo se empezó a endurecer al notar el roce del cuerpo y de las manos de Lourdes.

Sexo: Cuando empezamos a desnudarnos mutuamente de pie, delante del espejo, Lourdes de forma morbosa me sugirió, como ya me hizo en el pasado, la posibilidad de que nos acompañara una de sus chicas durante 10 o 15 minutos, como regalo de bienvenida. Me hicieron el paseíllo 2 chicas (Yenifer y Carol), aunque hay una tercera que estaba ocupada. Me decanté por Carol.

Una vez nos habíamos desnudado completamente de pie, a base de morreos con lengua a 3 bocas, metidas de mano mutuas y roces de sexos, pasamos a la cama para continuar la batalla sexual. Durante los primeros 15 minutos, me hicieron un francés a dúo y pude hacer sexo a cuatro con Carol, mientras Lourdes me besaba y yo la masturbaba.

Despedimos a Carol y Lourdes me indicó que me tumbara boca arriba y me hizo un francés profundo y salivado, masajeando los gemelos con sus manos y perforando con un dedo mi puerta trasera con sutileza. El francés natural es uno de los puntos fuertes de Lourdes, pues le encanta y el manejo que hace de la lengua, tanto besando como masajeando el glande, es digno de experimentar.

Después de 10 min. de rico francés, me puso la goma y se subió a cabalgar un rato. Es una buena amazona que sabe alternar movimientos lentos y superficiales con rápidos y profundos. Lo que me gusta de Lourdes es que, como mujer con experiencia, observa tus reacciones corporales y acelera o disminuye el ritmo de sus embestidas, para evitar que te corras rápido y disfrutes lo máximo posible, alargando el momento de placer del cliente.

Lourdes no disimula cuando ella disfruta, manifestándolo verbalmente, por lo que “sospecho” que ambos nos corrimos en dicha postura, aunque ya sabéis que eso no es una ciencia exacta con las mujeres.

Después del primer disparo y de charlar relajados un rato, recordando viejos tiempos, procedimos a buscar el segundo disparo. Empezó con un beso negro marca de la casa y a continuación le pedí follar a cuatro, postura que os recomiendo por las buenas vistas de su culo con curvas, que permiten agarrarse con fuerza y darla duro que le encanta. Así estuvimos como 10 minutos hasta que acabamos en la posición del elefante. Ya había pasado la hora, así que le pedí me acompañara a la ducha.

Chicas: Como comentaba antes, hay actualmente 3 chicas paraguayas: Yenifer (19 años), Carol (24 años) y otra que no conocí, de las que existen fotos en la página web de la casawww.casadelourdes.com con lo que me evito descripciones subjetivas. Mi breve experiencia de 15 minutos con Carol ha sido magnífica, pues besa con lengua divinamente y folla muy bien, notándose la vagina muy estrechita. Os la recomienda sin duda.

De la jovencita Yenifer mi impresión fue que es bastante morbosa, por la mirada que me dirigió en la presentación. Probaré próximamente con las dos restantes, quizás en un dúplex o lesbico y, ya os contaré mi experiencia. Finalmente me comentó Lourdes, que ya está en camino Mónica (24 años) de vuelta de Paraguay y algunas otras paraguayas más, hasta completar un buen plantel.

Resumen: Lourdes es una mujer madura, con un físico magnífico para su edad, que le gusta el sexo y lo disfruta, no es relojera, besa mucho haciendo muy buen uso de la lengua, el francés natural es especial “made in Paraguay”, no hace griego, hace beso negro y trata de que el cliente disfrute al máximo implicándose desde el minuto uno, tiene una mirada que cautiva y exuda morbo por todos su poros.

Además, Lourdes suele ofrecer y hacer dúplex y lésbico con sus chicas. Mi experiencia fue muy satisfactoria, pues resulta explosiva la mezcla de la veteranía de Lourdes con la inocencia de sus chicas.

https://esaschicas.com/showthread.php?496-Casa-de-Lourdes-617176899-experiencias&p=160576&viewfull=1#post160576